• septiembre 23, 2021 2:14 am

UILA

Universidad Internacional Latinoamericana de Astrología -Documentación en trámites

Uno de los ejes rectores sobre el cual gira el quehacer cotidiano de un astrólogo, es la observación del cielo de manera global, actividad que es conocida como Astromundial o Astrología Social.

Los astrólogos observamos el cielo social con unos veintidós relojes más el Índice Cíclico Planetario. En esta ocasión ocuparemos tres relojes para estudiar la evolución de la pandemia en México: el Cero de Aries, el Cero de Cáncer y el Ciclo Mayor de Marte y Saturno.

Los antiguos consideraban cuatro puertas principales anuales además de ciclos planetarios. La primera puerta es el Cero de Aries con duración de un año entre una primavera y otra en el hemisferio norte y de otoño a otoño en el hemisferio sur, para conocer el estado general del Sol país, de los gobernantes y su gobernanza.

La segunda puerta anual es el reloj Cero de Cáncer, para conocer el estado general de Júpiter, de la justicia social, del pueblo y sus decisiones. Verano del hemisferio norte e invierno en el hemisferio sur.

Los Partes Arábigos son arcos o ángulos en los que convergen dos planetas. El maestro Tito Maciá ha desarrollado los «Partes de las enfermedades virales» que son el arco que se forma de Saturno a Plutón y el que se forma entre Plutón y Saturno.

Uno de estos Partes se posiciona en la Casa XII, sector del cielo astrológico de enfermedades graves, en todos los relojes anuales de todas las naciones. Otra cosa es que forme conjunción a algún astro. Cuando es así, se interpreta como confluencia de contagios sobre los personajes asociados a la naturaleza esencial del planeta en cuestión. Habrá cielos de países sin planetas conectados a los Partes y que no desarrollarán contagios tan numerosos. Para observar más de 200 cielos tendríamos que contar con un laboratorio de Astromundial subvencionado gubernamental o por la vía privada del mismo modo que se destinan recursos a la Astronomía, a la meteorología. Mientras tanto, es imposible que un grupo de personas que se cuentan con los dedos de las manos se dedique a observar el cielo mundial.

La primera ilustración corresponde a las manecillas del reloj Cero de Aries puestas a la hora del día actual (atacires), jueves 8 de julio de 2021: el Medio Cielo ha llegado al sitio de Mercurio, astro que representa a los jóvenes, a los menores de 40 años, situación que se analoga muy bien con las estadísticas epidémicas que demuestran que los contagios actuales son a causa de los mercuriales que nunca pueden estarse quietos, que salen a los antros (otrora discotecas), a los bares y cafés, a las covifiestas, efectúan coviviajes, se contagian no sólo en los centros de diversión sino en los laborales (10 astrodinas). En la parte inferior del gráfico podemos observar un par de conjunciones englobadas en color rojo quemado: el Parte de las Enfermedades Virales conjunto a Urano en Casa Tercera, planeta de los rebeldes, terapeutas y trastornados en el sector del cielo astrológico que les impide quedarse quietos por su trabajo como conductores de transporte público o privado, por su ir y venir (5 astrodinas); la segunda conjunción, Plutón ha llegado a la cúspide de la Casa Cuarta, escenario de los finales, arrastra su significado desde Casa Doceava, los médicos de áreas Covid intrahospitalarias que han llegado a una situación límite debido al atiborramiento de pacientes en sus hospitales. El tercer recuadro engloba la conjunción de Júpiter a Marte, Zeuspiter o Deuspiter, Padre Dios visitando a su hijo Ares en Géminis (arar la tierra); Júpiter mitológico es el regente del cielo, del Olimpo y de la Tierra, basta con imaginar la masa inmensa de criaturas sobre las cuales domina, produciendo una masificación de los contagios. El cuarto recuadro contiene la conjunción que forma la Luna (pueblo) y su Nodo (puerta) al sitio del Parte del Infortunio (atadura) en Casa Octava, zona celeste de sustos o muertes, dicho sea de otra manera, se abren las puertas para que el pueblo se ate a un riesgo mortífero. El último recuadro se relaciona con la conjunción del Parte del Infortunio al sitio de Plutón en Casa Doceava, atando inevitablemente a los señores doctores a atender a los nuevos pacientes de Covid19 en esta «tercera ola».

La segunda imagen pertenece a los atacires del reloj Cero de Cáncer. Hemos simplificado las cosas, englobamos en dos recuadros las sendas conjunciones y cómo se mueven los planetas y puntos ficticios en el cielo astrológico: el Parte de las Enfermedades Virales de Plutón y Saturno llegando al Ascendente o lo que es lo mismo: Plutón conjuntando a Saturno; Saturno conjunción a Júpiter; el Ascendente conjuntando al Parte de las Enfermedades Virales de Saturno y Plutón; Júpiter se aproxima a Neptuno en Casa Segunda, de los bancos y comederos, hay que extremar precauciones en instituciones crediticias, restaurantes y bares. Y Mercurio, planeta asociado a los jóvenes, vuelve a salir a escena tras haber conjuntado al Sol, fenómeno ilustrado en el último recuadro. Los jóvenes contagiando a los mayores.

La tercera y última imagen es la de los atacires del reloj de la conjunción mayor de Marte y Saturno en el signo de Cáncer que se efectúa cada 30 años aproximadamente, arrancó en 2004 y concluye en 2004, se mueve a una velocidad de un grado cada 30.087 días. Es el reloj bautizado por el maestro @Tito Maciá como de «las horas malas». Aunque este trabajo no describe la natividad del ciclo, llama la atención el triángulo rojo que configuran Venus, Plutón y la Luna como apex, técnicamente llamada en el argot astrológico como «T cuadrada», una figura de aspectos que se forma por dos cuadraturas unidas por un extremo y cerradas por una oposición. La oposición indica fuertes ataduras a otras personas que dificultan libre actuación; las cuadraturas, fuertes consumos de energía a causa de relaciones poco cómodas o cansadas, sucesos accidentales o contradictorios en la vida o inconvenientes para hacer la voluntad. Compuesta por tres aspectos tensos, representa un ciclo cerrado de transformación de energía.
Por un lado, nos indica contrariedades por falta de plenitud, obstáculos para percibir con nitidez lo que uno no tiene, carencias personales y encuentros con la realidad, que pueden llegan a sentirse como penitencias, rechazos, agobios, etc. Por otro lado, nos indica una importante capacidad de aguante, esfuerzo, lucha y resistencia ante adversidades y embates de la vida, lo que permite o facilita la realización o materialización de propósitos.

Puesto al día de hoy 8 de julio en seis escenas. La primera escena corresponde con el llegamiento al Ascendente (cuerpo de los ciudadanos) del Parte Arábigo Viral de Saturno – Plutón, el cual proviene de Casa Sexta, espacio celeste de enfermedades agudas o psicológicas (5 astrodinas) englobado en color rojo oscuro. El segundo globo englobamiento coincide con el atacir de la conjunción Marte-Saturno al sitio de Plutón en Casa Tercera y arrastra su significado de susto o muerte desde la Casa Octava escenificando su influencia como desgracias y pérdidas. En tercer término, el atacir de Venus sobre Casa Cuarta de los finales, un Venus dirigido desde Casa Novena, zona donde moran los profesores de enseñanza superior que ahora se han recluido en sus hogares por las vacaciones pero también por el llamado «semáforo rojo» de contagios virales. El cuarto aspecto ilustrado es el atacir de la Luna sobre Casa Séptima direccionada desde Casa Doceava en Escorpio, las doctoras que laboran en hospitales tienen alto riesgo de contagio, también podríamos incluir a todos los médicos internos y residentes que están siendo asesinados. En quinto lugar tenemos el llegamiento del Ascendente, que lleva enganchados a los Partes Arábigos del Ciclo Marte-Saturno, al lugar del Parte de Enfermedades Virales de Plutón y Saturno en Casa Séptima: los consultorios de medicina general han estado recibiendo demasiados casos presuntivos de Covid19, pacientes que son referidos inmediatamente a los servicios de urgencias de los hospitales debido a la baja saturación de oxígeno aunados a otros signos y síntomas patognomónicos de la enfermedad causada por el nuevo coronavirus y al llegar al hospital se confirma el diagnóstico tras hisoparlos (prueba PCR). El sexto recuadro hace referencia al reciente atacir de Plutón por el Medio Cielo reflejando muy bien las situaciones límite de los últimos meses, y es que en este reloj astrológico, las manecillas planetarias se mueven un grado cada mes.

Para todo hay un tiempo y para principios del otoño podremos ver, si el Primer Creador lo permite, que los contagios remitirán, que las calamidades se atenúan.

Por favor vacúnate, por amor propio y por amor a los demás, por respeto a la memoria de todos aquellos que murieron víctimas de esta terrible enfermedad. Sigue usando «cubrebocasnariz» ya que la vacuna hace lo suyo evitando que se desarrolle la fase grave de Covid19 en el 90% de los casos pero no protege contra contagios ni exenta de sufrir la fase aguda de la enfermedad como lo demuestra la evidencia publicada por distintos medios de comunicación.

En todo el planeta debemos hacer el esfuerzo de aceptar, porque entendidos somos pero necios también, que la distancia social, el lavado de manos correcto y frecuente junto con la mascarilla facial que cubre boca y nariz han llegado para quedarse. La maestra Alejandra y un servidor sostenemos que «el cubrebocas es el nuevo preservativo» de la convivencia humana, y es que a principios de los años ochentas hubo una elevación del Índice Cíclico Planetario (ICP) que propició el uso del preservativo en las relaciones sexuales seguras so riesgo de contraer el Virus de la Inmunodeficiencia Humana, del mismo modo que la elevación del ICP que vivimos en 2020 con la aparición del SARS-CoV-2. Lo sentimos pero es así.

Alejandra Isabel Jiménez e Iván Toral
Profesores de Astrología Neoclásica en la Universidad Internacional Latinoamericana de Astrología Capítulo México

Iván Toral

Egresado de la Facultad de Medicina de la Universidad Veracruzana, México. Profesor, autor, investigador y consultor de Astrología Neoclásica.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.